El Reino Olvidado

Este diario es la crónica de un país olvidado, el seguimiento de su huella histórica, cultural y artística en España y en Europa.

Mi foto
Nombre:
Lugar: Bergidum, Asturia, Spain

ex gente susarrorum

jueves, febrero 19, 2009

Estudio genético de los pueblos de la Península Ibérica

Durante mucho tiempo, en lo relativo a la descripción de los pueblos de España, se ha mantenido el mito de la identidad cultural, e incluso genética, entre leoneses y castellanos. Un ejemplo lo podemos encontrar paradójicamente en Separatismo y Unidad, de Eduardo Menéndez-Valdés Golpe, donde el autor intenta desmontar la mitología castellana sobre la que se ha construido la historiografía española. Sin embargo, no puede evitar caer en tópicos como "León también va perdiendo las diferencias que lo distinguieron de Castilla (si es que realmente las hubo, fuera del terreno político)". Ahora contamos con más información, como los estudios que presento a continuación, de los que no se infiere en absoluto esa identidad genética entre leoneses y castellanos. Incluso en uno de ellos, las semejanzas con Galicia y Norte de Portugal son muy importantes.

Como decía, he topado con una par de estudios sobre la estructura genética de la Península Ibérica a partir del análisis del cromosoma Y con objeto de estudiar su variabilidad genética y su relación con eventos históricos más o menos remotos: Reduced genetic structure of the Iberian peninsula revealed by Y-chromosome analysis: implications for population demography, y The Genetic Legacy of Religious Diversity and Intolerance: Paternal Lineages of Christians, Jews, and Muslims in the Iberian Peninsula.
Ambos se traducen en tabular la composición de haplogrupos según regiones españolas y en reducir la dimensión de los vectores de datos obtenidos utilizando técnicas de Análisis de Componentes Principales (como en el primer trabajo) o como combinación lineal de las composiciones de vascos, sefardíes y norteafricanos (como en el segundo trabajo).
Llama la atención la elección de regiones utilizadas, no sé si condicionada por poder ser caracterizada genéticamente (lo cual no creo) o por ser la más sencilla. En todo caso consiste, em líneas generales, con Galicia, Asturias, León, Castilla la Vieja, Cantabria, Pais Vasco, Navarra, Aragón, Cataluña, Valencia, Castilla-La Mancha, Baleares, Andalucía Occidental y Andalucía Oriental. Llama también la atención la ocurrencia de los autores del segundo trabajo de denominar "Noroeste de Castilla" a León, y además añadiendo a Ávila, y eso que el nombre de la comunidad autónoma en la que se incluye, "Castilla y León", lo deja bien claro. En fin...
No queda tampoco claro que el número de muestras en agunas poblaciones (Asturias, por ejemplo) sea suficiente ni nos dicen nada sobre la dispersión de estas muestras.
Además, supongo que queda claro que no se trata de estudios que tratan de delimitar razas en España y Portugal, sino de análisis de variabilidad genética condicionada por la Geografía y la Historia, de la misma forma que se puede analizar la variabilidad cultural, lingüística, etc. Lo digo porque siempre hay algún malpensado.

Por último es significativo que la composición genética obtenida en ambos trabajos es diferente, si bien permite en ambos casos concluir la significativa presencia en el Noroeste y Occidente de haplogrupos norteafricanos y de Oriente Medio, que unos explican por acontecimientos del Neolítico, y otros por el éxodo masivo de moriscos y judios en el siglo XVI al occidente de la Península, en un momento en el que España y Portugal consolidan caminos políticos divergentes.

La primera imagen es de cosecha propia y consiste en asignar las componentes de vasco, moro y sefardi del segundo trabajo según cada región ibérica a componentes de color rojo, verde y azul (RGB).
La segunda imágen es la composición de haplogrupos en Europa.
La tercera imagen es la composición de haplogrupos en la Península según el segundo tarbajo.
La cuarta imagen es la descomposición en vasco-moro-sefardí según el segundo tarbajo.
La quinta imagen es la gráfica de la proyección de las composiciones genéticas de cada pueblo del primer trabajo segun un sistema formado por las las dos direcciones de componentes principales con mayor varianza, que pone de relive las distintas afinidades genéticas en la península, Africa del Norte y Oriente Medio.

10 Comments:

Blogger OestePURPURA said...

Interesante desarrollo, pero más aun en los detalles. Es claro que une puntualmente Avila a la zona Leonesa (ese Castilla y León occidental), pero ¿que pasa con La Rioja o Cantábria? No aparecen sus datos pero sin embargo están separados en el mapa, ¿no será que realmente están en los datos de Castilla y León Oriental? Parece que sería aún todavía más grave que unir puntalmente Madrid a Castilla La Mancha.

Que tengan que venir de afuera para recordarnos lo que fuimos, y que realmente somos, es un poco triste. Pero más triste es la puntual manipulación cartográfica sólo resaltable para avispados de los mapas.

8:39 p. m.  
Blogger Izaskun said...

Gracias por poner a nuestro alcance algo de información sobre la genética de poblaciones de La Península, pués parece que las actualizaciones de ese tipo de datos estuvieran censuradas por su dificil, a mi parecer, acceso.

9:22 p. m.  
Blogger Andobales5 said...

Un aviso sobre los supuestos genes "judios". Los palestinos, verdaderos descendientes de los cananeos, los que originaron el juadismo, pertenecen en más de un 50% al grupo J/J1, y son cercanas gentéticamnete a las poblaciones semitas de beduinos, yemenies, árabes en general, semitas en definitiva lingüísticamente hablando (como el hebreo), etc y son totalmente minoritarios entre judios askenazi y sefardíes, los cuales presentan, mayoritariamente, genes de origen europeo y "neolítico"; por ejemplo en este estudio:"Toward a Sephardic Haplogroup Profile in the New World" accesible en doc. demuestra que en alrededor el 50% de los judios sefarditas el origen ibérico es mayoritario, alrededor de un 50% del haplogrupo R1b, seguido del haplogrupo J2 muy común en Anatolia y Grecia y que se relaciona con la expansión del neolítico por Europa y Norte de Africa; es decir, que a pesar de la expulsión de los judios españoles de iberia, sus descendientes hoy en día siguen teniendo un porcentaje en muchos casos similar al de la península ibérica. ¿Con esto qué quiero decir?. Pues que relacionar los haplogrupos J2 con migraciones judias es símplemente una FALACIA, una burda MANIPULACIÓN con no se sabe muy bien qué intención. Lo que demuestran los estudios genéticos es símplemente que no existe una raza judia y que el judaismo fue tan proselitista como lo fue el islamismo y el cristianismo. Autores israelies apuntan hacia una dirección similar. Por alguna razón hay poca transparencia en cuanto a los estudios genéticos de israelitas y sus interpretaciones suelen ser contradictorias con los datos aportados, que es como decir que uno interpreta de lo que lee de un texto lo que le viene en gana. Cuidado con algunos supuestos estudios "serios" que interpreta muy libremente los datos genéticos aportados.

Saludetes

3:37 a. m.  
Blogger Jose Gil said...

Parece que quienes descienden de los Cananeos son los cristianos libaneses no los palestinos.

El Haplogrupo J conocido como HG9 o Eu9/Eu10 es un haplogroup del ADN cromosoma Y es definido por el marcador genético 12f2.1, o el marcador equivalente M304.

El Haplogrupo J se encuentra sobre todo en Europa suroriental, especialmente en Italia, Grecia y Rumania central y meridional. Es también común en Francia, y en el Oriente Medio. Se relaciona con los Romanos, los Griegos y los Fenicios antiguos (J2), así como los árabes y los judíos (J1). Los subgrupos J2a y J2a1b1 se encuentra sobre todo en Grecia, Anatolia e Italia meridional, y se asocia a los Griegos antiguos.

Es evidente que cuando se trata de temas como este se tiende a caer en el error de exclusivizar el origen de determinados pueblos sin tener en cuenta que todos los pueblos son el resultado de los movimientos migratorios.

La diáspora de los judíos no fue exclusiva de estos ya que por motivos similares todos los pueblos se han constituido tal y como los conocemos hoy.

No existe la raza judía de la misma forma que no existe ninguna raza. Cuando se tratan temas sobre genética lo único que puede ofrecer esta es comparar un individuo o grupo de estos con otros y calcular similitudes genéticas, nada mas.

Saludos

7:59 p. m.  
Blogger Taliesin said...

Gracias

10:53 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

¿Por qué Cantabria y la Rioja no aparecen?

7:33 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

El halogrupo U (1811) esta relacionado con los idiomas maternos indoeuropeos.
Por ejemplo: el idioma caló de las gitanas. Aproximadamente, uno de los dos cromosomas X del 59% de las gitanas es U (1811), el 34% son U3.
El haplogrupo R materno, mas relacionado con los idiomas indoeuropeos, es el U (1811). Eso está claro.

Sin duda los V-13 debieron llegar a Europa con las L y T1, la similitud con su distribución actual es descarada.

Por diversidad y abundancia. En España hay pocas U5 y la mayoría parecen italianas. U6 hay muy pocas y son del norte de África.

Al contrario que las vascas, las catalanas tienen los linajes mas indoeuropeos, con un 20% de R´(1811) y 5% de N´W.

7:13 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

No se en que se basan para sacar el tanto %, en las mezclas de genes. Lo que me he dado cuenta, es de qué haciendo exidistantes las mezclas, asiático, europeo, africano, los españoles no sacamos el 2% de África, con seguridad somos de los mas europeos genéticamente.

Ésta me parece la mezcla más fiable y sencilla. Hay que saber entender que los indios y las dos terceras partes de los españoles, hace 30.000 años eran la misma mezcla.

K5------------Españ------Aragon-----Pais Vasc----Sardinia
Europea-------93%-------94%---------95%----------96%
Est Asia---------------------1%--------------------------1%
Amerind-------4%---------4%----------4%------------1%
Afric------------2%---------------------------------------1%
Sur Asia-------------------------------------------------------

9:57 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

https://docs.google.com/spreadsheet/ccc?key=0ArJDEoCgzRKedGR2ZWRoQ0VaWTc0dlV1cHh4ZUNJRUE#gid=0

Una cosa son los moros africanos, con el 80% de genes europeos"en el K3" y linaje E.
Y otra cosa los árabes y demás asiáticos con 90% de genes europeos y linaje J.
En la península no ha aceptado en nada pues tenemos el 98% de genes europeos, superior a la media europea. Eso demuestra que los que entraron ya tenían esos porcentajes. Ni siquiera hay españoles con el linaje de los romanos.
Lo que llaman invasiones, no son más que guerras civiles, que pierden los que tienen menos apoyo del exterior.


Lo de llamar revolución al islamismo es aberrante.
No fue más que una contrarrevolución, machismo, absoluta jerarquízación de la sociedad, abuso también de los recursos naturales, creando mega urbes como Córdoba con 600.000 habitantes. Los Visigodos cultos, sabían porque había colapsado Roma, e intentaron evitarlo. De hecho la verdadera revolución, en la edad media, surgió de las racias que hacían los Visigodos. Cada vez que surgía algún cacique local. Esto obligo a las comunidades a auto organizarse por si mismas.

10:18 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

¿Como conseguir un ibérico de pura raza? Se coge un cerdo español cualquiera. Y se le cruza con un jabalí, vasco a más señas. Y solucionado.

11:01 p. m.  

Publicar un comentario en la entrada

<< Home